Conectate con nosotros

Fútbol

ASÍ TE QUEREMOS VER

Independiente jugó un gran partido en Rosario y venció 2 a 1 a Central. Empezó perdiendo con un gol de Néstor Ortigoza de penal pero rápidamente lo dio vuelta con goles de Pablo Pérez y Martín Benítez. Tercer triunfo al hilo entre superliga y copa.

Triunfazo en Rosario. Por varias razones. Porque se empezó perdiendo y se lo dio vuelta con actitud y juego. Porque sirve para estirar el historial contra un Central que se venía haciendo el “canalla” y nos venía achicando el mismo. Porque sirve para quedar séptimos y así estar un poco mejor parados en la copa de la superliga que se viene… Porque si bien parece un consuelo de pobre esta victoria nos deja definitivamente clasificados a la Sudamericana 2020. ¿Parece poco esto último? Sí, también es cierto. Pero pudo ser mucho peor si ni siquiera lo lográbamos…

 El principio del encuentro fue parejo, aunque la primera clara fue del Rojo con un tiro de Benítez que definió por encima del arco que defendía Ledesma. Un minuto después un zapatazo de Pérez dio en el travesaño y luego el arquero canalla despejó muy bien. Pero a partir de ahí el local se animó más y dejo de lado el asedio de Independiente. A los treinta Echenique cobró un penal que solo vió él… un choque casual entre Bustos y Zampedri. Ortigoza cambio penal por gol y parecía que la cuestión se ponía negra en la Chicago Argentina… Pero no, el Rojo reaccionó rápidamente y lo pudo dar vuelta antes de que termine la primera mitad del partido. Primero empató Pablo Pérez, con una gran pisada y gambeta, a los treinta y nueve minutos y, posteriormente de chilena, a los cuarenta y cinco Martín Benítez puso el dos a uno.

 El segundo tiempo fue casi todo del equipo de Holan. Se dedicó a controlar la pelota haciéndola circular y buscando la oportunidad de definir el encuentro. Cecilio Domínguez y Benítez desbordaban por las bandas y Domingo manejaba los hilos en el mediocampo junto a Pablo Pérez. Pudo aumentar a los veinticincoFigal que lo tuvo de cabeza. Después el Rojo ya no tuvo la misma actitud. Se refugió un poco más atrás cediendo terreno y pelota. Entraron el uruguayo Silva y Franco para aguantar los últimos minutos Y Gaibor para intentar marcar diferencia con la pelota (mucho no lo logró…), aunque el arquero le sacó un muy buen remate al corner.

 No hubo tiempo para más emociones. El resultado final terminó siendo un gran triunfo por todo lo expresado anteriormente. Independiente deberá poner la vara mucho más alta,  no hay duda de eso. Porque tiene uno de los presupuestos más alto del futbol argentino y, además, su historia se lo exige. No podemos quedarnos solamente con pequeñas alegrías que terminan siendo esporádicas. Ojalá que el repunte de la última semana sirva para comenzar a despegar definitivamente. Pero lo empezaremos a ver la semana próxima en el inicio de una nueva ilusión: la copa de la superliga. Que así sea.

Por Claudio Yapur

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Destacadas

PROGRAMA 2206 de Correo Independiente

Radio Roja 195.7

asd

More in Fútbol

WhatsApp chat